“Un cínico de campeonato” en el Informe a la Nación 2020 de Ecuador

Cacerolazos, insultos y voces que claman la renuncia del presidente Lenín Moreno se escuchan en las calles de Quito y Guayaquil, luego de un Informe a la nación que tiene más mentiras que los datos de los muertos por COVID-19 en Ecuador.

Reventaban las ollas en cacerolazo mientras el “cínico mandatario” habla en la Asamblea Nacional. Más del 60% de Población Económicamente Activa (PEA) del Ecuador, está en el desempleo desde antes de la pandemia. Despidió a 2500 médicos en plena crisis sanitaria, pidió la renuncia de miles de profesores pero en su discurso aseveraba que quiere preservar el empleo, la salud y la educación.

El Gobierno disminuyó en 365 millones de dólares las nóminas de servidores públicos, al pasar de gastar en ello USD 8.897 millones a USD 8.532 millones. El objetivo es recortar otros USD 980 millones hasta finales de 2020.

El titular de Carondelet en su informe dijo que se han gastado USD 10 mil millones en la emergencia sanitaria pero esos datos no se ajustan a la realidad, si se observan los datos del propio Banco Central del Ecuador (BCE). Ecuador no ha gastado ni el 1% de su PIB para enfrentar la pandemia del COVID-19, según una publicación de la BBC.

Luego dijo que se han gastado USD 760 millones, pero no se sabe dónde están esas inversiones, tomando en cuenta que la exministra de Salud Andramuño, renunció al exponer que no le asignaban recursos, y el ministro de Finanzas prefirió pagar USD 250 millones a Wall Street y USD 500 millones pagados (solo en marzo) a la perdida apuesta con Goldman Sachs y Credit Suisse, en vez de destinarlos a solucionar el caos sanitario por el COVID-19.

La Comisión Económica para América Latina y El Caribe (Cepal) establece que aumentará la pobreza y la desigualdad en la región luego de la pandemia. En Ecuador, la pobreza pasaría del 25,7% al 30,8% y la pobreza extrema pasaría de 7,6% a 10,7%.

Hace 10 días los legisladores aprobaron el artículo 20 de la “Ley Humanitaria” de Moreno, que no tiene nada de humanitaria, en en la que se establece la reducción de la jornada laboral en caso de que las empresas afronten situaciones de fuerza mayor o caso fortuito.

La reducción de la jornada laboral, según la Ley, significa la disminución de la remuneración y del aporte a la Seguridad Social. El Gobierno afirmó  que la Ley  servirá para “sostener los empleos” en el sector privado, pero lo que está haciendo es el crecimiento de la desigualdad. Ecuador registra más de 153 mil desafiliaciones a la Seguridad Social entre marzo y abril de 2020.

Con la Ley de Apoyo Humanitario, se violaron los artículos 11.6, 11.8, 33, 283, 326, 327 y 328 de la Constitución, y ello justifica el ejercicio del derecho a la resistencia contemplado en el artículo 98 de la Constitución“, expresó el abogado Augusto Tandazo mientras Moreno sigue diciendo que está haciendo bien las cosas por el país, luego de que los últimos días le brincó una bulla en redes sociales y algunos medios de comunicación por el ‘nepotismo‘ que ‘adornaría‘ a su gobierno.

Cerca de USD 80 mil paga el país a 9 funcionarios. Irina Moreno, hija del Presidente, en las Naciones Unidas recibe USD 7.668 al mes. El hijo de Diego Oquendo, un periodista reconocido por su animadversión a voces progresistas, labora en la Embajada de Canadá con un generoso salario de USD 5500. En la lista figuran E. Ortiz, hermano de otro periodista ‘cheerleader‘ del anticorreísmo. El hermano de Jorge Ortiz está en la Embajada de Bélgica por USD 10.522.

La Madre del ministro de Inclusión Económica y Social, Iván Granda, trabaja en el servicio exterior en México con un sueldo de USD 4.900. El padre de Roldán gana USD 11.500 en la embajada de España, 2 hermanos del asambleísta Serrano en embajadas, 8.000 y 4.600 al mes mientras que el papá de la asambleísta Carrión está en la embajada de Cuba con un salario de USD 7.300 al mes.

Ninguno ha desmentido esta información que ha pululado en los últimos días y algunos han intentado justificar esas acciones que los han dejado en mal predicamento frente a la opinión pública que, igualmente, rechaza la subida del precio de los combustibles y el recetario neoliberal del Fondo Monetario Internacional (FMI), que aplica Moreno con colaboradores como el ministro Richard Martínez y su asesor Augusto De la Torre, exdirector del Banco Mundial para América Latina.

Pedro Granja, activista y abogado guayaquileño, expresó a través de sus redes sociales que Moreno no puede seguir gobernando así. No tiene ninguna legitimidad. “La forma legal para evitar que este idiota nos termine de llevar al desastre es con la audiencia de cargos por el caso INA que sigue en la mayor impunidad“.

Por su parte, el expresidente Correa rechaza la gestión del Ejecutivo y luego del Informe calificó a Moreno como “un cínico de campeonato“.

elestado.net no tiene por qué compartir la totalidad del contenido de los artículos que se publican en su sección de opinión.
Comentarios