Ocho años desde que Chávez se hizo millones

Hoy escribimos desde la tristeza de un marzo que no nos gusta rememorar, porque fue un día como hoy a la fatal hora de las 4:25 minutos cuando dejaba de estar presente físicamente en este plano terrenal Hugo Chávez. ¿Pero con su desaparición física se terminó la era Chávez?

La respuesta sin vacilación de ninguna índole es ¡no! Y es que la misma fuerza del “por ahora” que lo convirtió en célebre aquel 4 de febrero de 1992, continúa posterior a lo que llamamos su paso a la inmortalidad.

Hace poco más de un año nos visitaban algunos compañeros comunicadores, entre ellos la persona que me vinculó a este medio de comunicación, al que comenté en aquel momento si quería ver a Chávez, a lo que me respondió que sí. Yo le mostré camino al hotel donde pernoctaba edificios repletos de familias felices y le dije ahí está en su obra, en el derecho del pueblo a vivir dignamente, en el derecho a la vivienda.

Pero no solo vive Chávez en esas familias, también lo hace en todas y todos los estudiantes y profesionales a los que antes de Chávez se les negaba el cupo en las universidades. Hoy no solo tienen cupos sino que el derecho a la educación se garantiza gratuitamente.

Es muy difícil estar en Venezuela y no ver a Chávez reflejado en el alma del pueblo, ya que más allá de las obras para generar mejor calidad de vida a los más vulnerables, nos dejó convertidos en un pueblo que se para firme para asumir con entereza, y sin doblegarnos, los ataques más crueles y despiadados de los imperios que, con saña y complicidad de quienes no pudieron jamás derrotarlo, (ni por vía electoral , ni con los continuos planes de magnicidio, perpetran contra la República Bolivariana de Venezuela.

Hoy, a ocho años sin su presencia física está presente incluso en el amor y la ternura de niños que nacieron posterior a su partida.

Hoy son más vigentes sus palabras “no faltarán quienes traten de restablecer el capitalismo pero ante cualquier situación, ¡la respuesta debe ser Unidad Lucha Batalla y Victoria!“.

Hoy el pueblo tomó su morral, se lo montó sobre los hombros y a diario sale a combatir con la verdad histórica por el derecho a ser libres y soberanos.

Hoy Chávez no es un solo un Hombre. Hoy como allá en el 2012 decimos “Chávez corazón del pueblo“.

Comentarios