Ecuador allana el camino para entregar a Julian Assange a la justicia británica

El procurador general del Estado de Ecuador, Íñigo Salvador, informó el miércoles que Julian Assange, el fundador de la organización Wikileaks refugiado en la embajada del país andino en Londres desde junio de 2012, tiene dos opciones: entregarse a la justicia británica o cumplir el riguroso protocolo impuesto por el gobierno de Lenín Moreno.

La alternativa que el Estado ecuatoriano le plantea al señor Assange es que pueda considerar entregarse a las autoridades británicas y para ello el Estado ecuatoriano ha obtenido de esas autoridades británicas ciertas garantías, ciertas seguridades”, dijo el funcionario en declaraciones a periodistas.

Según el procurador, Gran Bretaña ha asegurado, en sendas comunicaciones –en marzo y agosto-  que Julian Assange no será extraditado a un país en el que exista pena de muerte.

La “otra seguridad que han dado” es que si Assange sale de la embajada ecuatoriana será sometido a un proceso por haber violado su régimen de libertad condicional, y no haberse presentado a las autoridades judiciales británicas desde el momento que se acogió al asilo infracción por la que podría recibir como máximo seis meses de prisión, reseñó.

>>Ecuador: Lenín Moreno cede ante EEUU y aumenta la presión sobre Julian Assange<<

Ecuador estableció un rígido protocolo de visitas, comunicaciones y atención médica, que Julian Assange debe cumplir a rajatabla so pena de ser expulsado de la legación diplomática de Ecuador. Este establece, entre otras cosas: que las visitas deben ser autorizadas por el jefe de la embajada previa solicitud con tres días de anticipación, los visitantes frecuentes serán autorizados y tendrán una identificación con fotografía, las visitas serán en horas laborables, la embajada no dará explicaciones en caso de negar alguna solicitud.

También, el activista australiano deberá usar la red wifi de la embajada, pagará los costos de internet, se autorizará el ingreso de teléfonos móviles, tabletas o computadoras; tiene prohibición de realizar actividades que pudieran ser consideradas políticas o que interfiera en asuntos de otros estados. También deberá someterse a exámenes médicos, físicos y mentales cada tres meses y pagar por ellos. Además deberá conservar la higiene y limpieza del baño y otros espacios, también la higiene y limpieza de su gato.

Queremos leer tu opinión.