EEUU, Colombia y España protegen a los terroristas que atacaron el sistema eléctrico de Venezuela

Los focos mediáticos alumbraron con intensidad a Venezuela cuando la mayor parte del país se quedó sin luz. Las explicaciones dadas obviaron tanto el contexto como los hechos. Ni se habló del golpe de estado con el que Estados Unidos (EEUU) lleva acosando a Venezuela constantemente desde el año 2014, (la apuesta por Juan Guaidó es solo la última fase de un proceso que ha incluido violencia, sanciones económicas, paramilitarismo, boicot económico interno…), ni lo acontecido en el Embalse de Guri.

El argumento único que se impuso fue el de la mediocridad del régimen de Nicolás Maduro, que no fue capaz ni de manejar correctamente los controles analógicos del embalse. Sin embargo, hasta ingenieros afectos al golpe de Juan Guaidó expresaron que desde hace lustros los controles que manejan el Embalse de Guri son digitales. La posición del presidente constitucional Nicolás Maduro, aseveraba que se había producido un ataque cibernético, una posibilidad también sostenida por la revista estadounidense Forbes.

>>EEUU redobla su presión golpista en el exterior de Venezuela a causa del fracaso de Juan Guaidó<<

Con la capacidad del sistema eléctrico ya recuperada, y tras blindar el sistema para evitar nuevos ataques, el chavismo ha sido capaz de imponer su explicación para el apagón en el imaginario colectivo de la población de Venezuela, que no ha salido a las calles a protestar contra el gobierno socialista, pese a que eso era lo que la administración de Donald Trump buscó con el ataque, apoyando mediáticamente los llamados a movilización de Juan Guaidó, que no ha encontrado eco entre los venezolanos.

Ahora, las autoridades de Venezuela han detenido a cinco terroristas que atacaron los controles del Embalse de Guri. Las investigaciones están tan avanzadas que ya se han identificado a otros participantes del ciberataque que han huido del país. Los destinos han sido Estados Unidos (EEUU), Colombia y España, los tres países que durante la existencia de la Revolución Bolivariana han liderado la ofensiva golpista contra las autoridades elegidas democráticamente.

Jesús Rodríguez Landoni es uno de los terroristas que han huido a los EEUU, y se encuentra en casa de un alto mando militar estadounidense.

>>Juan Guaidó, expectativa contra realidad<<

Desde los dos primeros grandes ataques que se produjeron los pasados 7 y 9 de marzo, se han registrado 45 ataques menores que han sido repelidos por los funcionarios venezolanos, pero también se han producido 280 incendios forestales en tramos de tendido eléctrico.

La justicia venezolana ha pedido a EEUU, España y Colombia la extradición de los terroristas que están saboteando la red eléctrica del país, pero Donald Trump y sus aliados han elegido no cumplir con los tratados internacionales suscritos, y mantienen bajo protección a quienes intentan dejar sin luz al país caribeño.

Comentarios