Uruguay: Daniel Placeres pone la vara de la ética muy alta

El pasado martes 7 de mayo, el diputado Daniel Placeres del Frente Amplio, militante del Movimiento de Participación Popular, renunció a su banca para presentarse sin fueros parlamentarios ante el requerimiento de la justicia que lo investiga por el delito de “conjunción del interés personal y del público” en el caso Envidrio y deja muy alta la vara de la ética.

El fiscal del Crimen Organizado, Luis Pacheco, consideró que Daniel Placeres intervino en dos instancias parlamentarias que favorecieron a la empresa cooperativa Envidrio, autogestionada por los trabajadores desde el 2008, a la que según la investigación se encontraba ligado y sin embargo omitió informar de su vínculo. Este delito está tipificado en el artículo 161 del Código Penal.

>>Uruguay en un barrio complicado<<

La investigación judicial sobre Daniel Placeres radica de un desprendimiento de la denuncia judicial que se inició el 4 de mayo 2107, que impulsaron los diputados Jaime Trobo y Rodrigo Goñi (Partido Nacional) junto con el exdiputado Gonzalo Mujica sobre supuestos negocios con Venezuela durante la gestión de José “Pepe” Mujica en la presidencia del Uruguay y que fueron impulsando y ampliando en la medida que la justicia desestimaba, una tras otra, las cuatro de las cinco denuncias al no hallar delito alguno.

Cualquier semejanza con la realidad es pura coincidencia

Por estas latitudes, en cada campaña electoral suena fuerte el nombre del consultor de imagen, Jaime Durán Barba, quien asesora al presidente argentino Mauricio MacriDurán Barba escribió un libro con un capítulo que titula “Cómo destruir psicológicamente al adversario”, y en él sostiene que los objetivos que persigue al encarar una campaña electoral, como “nublar su mirada, para que se destruya a sí mismo, demoler psicológicamente a un ser humano. En algunas ocasiones el ataque político fue tan brutal que se aniquiló psicológicamente e incluso llegó al suicidio».

El diputado nacionalista Jaime Trobo quien impulsa la denuncia contra Daniel Placeres se jacta en su cuenta de Twitter de leer a Jaime Duran Barba. Tengamos en cuenta que un referente del Partido Nacional y expresidente de Uruguay, Luis Alberto Lacalle Herrera, sería la voz cantante del conocido Plan Atlanta que busca realizar campañas mediáticas e impulsar procesos judiciales para desacreditar a los referentes de los partidos progresistas y de izquierda en la región.

Precisamente al diputado Jaime Trobo se lo pudo ver en encuentros de Conferencia Liderazgo Uruguay, que junto con la Fundación Paz Global del señor Moon, que tiene vínculos con las agencias de inteligencia de EEUU. Algo que reveló el diputado dominicano Manuel Pichardo, y como es evidente cuando se observan los vídeos de sus convenciones, los mensajes en sus redes sociales, en los que puede verse que “América” es el modelo a seguir.

>>Uruguay: el Frente Amplio en lucha por la expectativa<<

Vale decir que no es la única ONG con esos vínculos que funciona en Uruguay. También tienen sede otras de estas ONG con vínculos a la CIA: el Centro Para la Apertura y el Desarrollo de América Latina (Cadal) directamente financiada por la Usaid y otras agencias dependientes del gobierno estadounidense, en este caso dedicada casi exclusivamente a atacar a Cuba y Venezuela.

En la cuenta de Twitter del diputado y empresario, Rodrigo Goñi, se visualiza claramente que la gran mayoría de los mismos se basan en el descrédito a la persona de Placeres y a continuar con la difusión, sembrando dudas, de ilícitos con respecto a temas que la justicia investigó y se expidió determinando la no existencia de delito alguno en los negocios que empresas uruguayas tienen en Venezuela.

Cosas veredes

Hay quienes consideramos que hay parte de la humanidad que pertenece al grupo humano egoísta, que carecen de sentimientos de sociabilidad en base a la solidaridad, y tienen un fuerte egocentrismo, tienen como meta de su acción, el aumento de su poder. Y buscan la felicidad en el mero disfrute de su bienestar personal, su escala de valores es la meritocracia.

Basados en tal concepción mantienen que la riqueza de los pueblos solo se logra a través de la prosperidad de los individuos y ser pobre pasa a ser responsabilidad personal de quien no se esmeró en mejorar económicamente. Valores como el altruismo, la igualdad de oportunidades y ante la ley, la solidaridad, la sencillez y la sobriedad vienen siendo visiblemente lesionados en esta etapa de la sociedad capitalista que infunde la moral de explotadores.

El neoliberalismo instaló la práctica mediática para la destrucción de la persona, la difamación y la humillación también de la organización que represente. La sala de tortura, hoy, es la red de medios, televisión, radio, diarios, vídeos o textos en cadena de WhatsApp, incitando la aclamación popular, gritan por justicia frente a la pantalla y lo reproducen en sus redes sociales.

La corporación mediática ensaya la denuncia, investigación y la condena en un titular, en un zócalo de informativo de TV, crea un sentido común condicionado que atonta. El hombre o la mujer, mediatizados son convocados a la ira, al clamor por justicia.

En Uruguay, impulsado por el precandidato a presidente del Partido Nacional, Jorge Larrañaga, se logró juntar las firmas necesarias para promover un plebiscito en una campaña con el lema “vivir sin miedo” que implica una reforma constitucional en materia de seguridad, pero pocos saben que cambios propone.

Mi único héroe en este lío

Para los defensores acérrimos de la mano invisible del mercado, el cierre de una fábrica es parte de la regla de juego. El cierre de la fábrica de vidrio hueco Cristalerías del Uruguay en 1999 dejó doscientos trabajadores en la calle, el barrio también sintió el impacto de una fábrica que tenía más de 80 años.

Un grupo de trabajadores resistió durante diez años y se organizó para poder volver a poner en marcha la fábrica. Lo lograron en 2008 por la gestión de un Estado presente que apoyó el proyecto de una empresa autogestionada y formadora de oficio. Vale destacar que el vidrio es un material 100% reciclable y totalmente inocuo para los productos que porta. Sin embargo, ecuaciones económicas empresariales han determinado que en las últimas décadas los envases de vidrio hayan sido desplazados por los plásticos y combinaciones como el tetrabrik.

Muchos de nosotros somos plenamente conscientes que el camino de la autogestión y el cooperativismo no es fácil, que está lleno de dificultades, que tenemos que formarnos en ser patrones de nosotros mismos. La hazaña de trabajadores organizados para llevar adelante una empresa significa construir poder real y eso de una u otra manera la cultura neoliberal nos lo va a cuestionar, nos van a cuantificar las derrotas, lo podrán en números fríos pero hay quienes sabemos que la unidad de los trabajadores es un proceso continuo e incesante para poder transmitir a los trabajadores que vendrán, nuestra experiencia.

Daniel Placeres, militante sindical, uno de los referentes de la autogestión en Uruguay, quien vivió toda la vida de su trabajo, ante la investigación de la justicia y contra todos los pronósticos de la prensa hegemónica en Uruguay, renunció a todo beneficio o privilegio para presentarse ante el requerimiento del fiscal y puso la vara de la ética y la moral muy alta.

El antecedente Placeres les advierte a referentes o líderes de movimientos sociales o territoriales que si llegan al parlamento sus decisiones políticas pueden ser perseguidas judicialmente.

Daniel Placeres renuncia para no escudarse en sus fueros parlamentarios porque tiene la conciencia tranquila, que actuó ajustado a derecho, podrán decir que incumplió alguna norma reglamentaria, pero no cometió delito alguno, cabe destacar, que en un pequeño país como Uruguay con una burguesía muy débil, casi inexistente, que no arriesga, no funda cosas, no se la juega como sí lo hizo el grupo de trabajadores autogestionados que construyeron el proyecto Envidrio, hubieron, hay y habrá otros trabajadores que aprendan a jugar en la cancha y a cumplir, sin pasarse nunca al equipo de la burguesía, que significaría ponerse de explotador de otros trabajadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: