La Doctrina Monroe permitió la persecución contra la tribu cheroqui

Desde la década de 1820, el quinto presidente de los Estados Unidos James Monroe (1758-1831) había desarrollado la conocida como “Doctrina Monroe“, que básicamente afirmaba que “América era para los americanos” que nacían en la nueva nación estadounidense de las 13 colonias.

Esta visión fue el pilar de la política expansionista, esclavista (usada para extraer el algodón, sal, trigo, arroz…), clasista y segregacionista de la nación americana.

La Doctrina Monroe también se usó -para hacer frente a los posibles planes de recolonización de las potencias europeas sobre suelo nortamericano- contra España y Gran Bretaña.

El trato que el gobierno daba al “problema indio” consistía en ceder hectáreas de terreno a los colonos a la vez que se instaba a los jefes de las tribus (bajo los efectos del alcohol, presiones, sobornos, amenazas…) a que firmaran tratados en los que se entregaba el territorio de las naciones nativas, obligando a que su gente se marchara a las reservas.

En ocasiones se ofrecían regalos sin mucho valor, o se mostraba un posición beligerante contra los indios. Muchos indios, para hacer frente a la política expansionista de EEUU se aliaron con España y Gran Bretaña en la guerra anglo-estadounidense (1812-1815), lo que llevó a muchos estadounidenses, tanto civiles como militares, a sentir un odio irrefrenable contra los indios. Cheroquis, iroqueses, mohaw…

También influyó mucho que entre 1776 y 1794 los cheroquis entraron en guerra con las 13 colonias, liderados por su jefe Arrastrando Canoa, ya que se negaron a someterse al dominio colonial. Estuvieron apoyados por los británicos mucho antes del periodo de la guerra por la independencia de las 13 Colonias del Imperio Británico (1877-1783).

Más tarde, la tribu cheroqui, dirigida por su jefe Ross, se había posicionado a favor de aceptar las costumbres de los blancos, y no entrar en conflicto con ellos. A esta posición se sumaron otras cuatro tribus: chicaksaw, choctow, creek y seminolas.

Estas cinco tribus que aceptaron la democracia estadounidense eran conocidas entre los blancos como las 5 tribus civilizadas. Cuando estalla la Fiebre del Oro en Estados Unidos en 1829, se firma en el Congreso de Washington D. C. en 1830 la Ley de Deportación Forzosa, que obligaba a los cheroquis a ser trasladados a Oklahoma en 1838.

Con el tratado de New Echota de 1834, los cheroquis fueron expulsados de su nación hacia la reserva, aunque en la primavera de 1838 el jefe de la tribu presentó una petición de 15.000 firmas solicitando la anulación del tratado.

Llegada la fecha de 1838, el octavo presidente de Estados Unidos Martin Van Buren, encargó al general Winfield Scott que preparara la operación de traslado a la fuerza.

A causa de las enfermedades y las condiciones climáticas, perdieron la vida 4.000 indígenas cheroquis, esta marcha fue conocida como el “Sendero de las Lagrimas“.

Durante este exilio forzoso los cheroquis no dejaban de cantar “Amazing Grace“. La canción fue traducida al cheroqui convirtiéndose en su himno nacional.

elestado.net no tiene por qué compartir la totalidad del contenido de los artículos que se publican en su sección de opinión.
Comentarios