ELN y Andrés Arauz: un caso inventado para evitar la segunda vuelta

La campaña de manipulación contra el candidato progresista, con el fin de sacarlo de la carrera presidencial, se ha incrementado con estas acusaciones para las que no hay pruebas.

Las Fake News en Ecuador no han dado tregua siendo una herramienta del campo político conservador antes y durante el proceso electoral que vive el país andino, luego de la primera vuelta electoral y de la victoria contundente por parte del binomio de la Unión por la Esperando (UNES) de Andrés Arauz y Carlos Rabascall.

El fiscal de Colombia Francisco Barbosa viaja a Ecuador para reunirse con su homóloga, la fiscal Diana Salazar, en la que supuestamente se evidenciaría el vínculo sobre un financiamiento otorgado al candidato presidencial, Andrés Arauz, por parte de la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Persecución contra la oposición

El fiscal Francisco Barbosa es un militante conocido en la derecha extrema colombiana. Amigo personal del actual presidente Iván Duque, también fueron compañeros de estudio. El mandatario, a su vez, es conocido como el alfil de Álvaro Uribe.

Tanto el fiscal de Colombia como la de Ecuador se han dedicado a perseguir y a encarcelar a opositores, pero no han dado respuesta a los crímenes cometidos contra los líderes sociales, siendo Colombia el país que más asesinatos se cometen contra los defensores de la naturaleza. Por su parte la fiscal Diana Salazar aún no ha dado resultados sobre las investigaciones del caso INA Papers, que involucra a la familia del presidente Lenín Moreno.

Casos sin pruebas

Luego de las acusaciones hechas contra el candidato de la mayor fuerza política en Ecuador, en las que existiría una relación con el líder de la guerrilla del ELN, Andrés Vanegas Londoño, alias “Uriel” como publicó el viernes 12 de febrero la revista Semana, no se pueden sostener. Ya que el neogranadino fue abatido el 25 de octubre del 2020, es decir, tres meses antes de las elecciones de Ecuador. Además nunca operó en la zona fronteriza que separa a Colombia con Ecuador.

Por su parte, la insurgencia colombiana del Ejército de Liberación Nacional ha desmentido las acusaciones publicadas en la Revista Semana, tildando a esta como una manipulación que no tiene ningún tipo de sustento, y a la revista como oficialista alineada al Ejecutivo de Colombia: “rechazamos que el Gobierno de Iván Duque anime esta guerra de información para injerir en el proceso de elecciones en curso en el vecino Ecuador”, manifiesta el comunicado del ELN.

No tengo ningún vínculo con el ELN y jamás me he reunido con nadie de dicha organización, rechazo categóricamente la noticia falsa, deploro la burda mentira sobre la intención de otorgar un préstamo de 80.000 dólares del ELN, cuando yo ni siquiera era candidato, ni me encontraba en el Ecuador”, manifestaba también en un comunicado el candidato Arauz.

Con esta guerra sucia de Fake News, el gobierno de Lenín Moreno y sus aliados buscan impedir la realización de la segunda vuelta electoral del 11 de abril, en la que el progresista de izquierda Arauz se jugará la Presidencia con el banqueo conservador de la derecha Guillermo Lasso.

Así como lo hicieron el año pasado con un supuesto comunicado de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en el que se indicaba que apoyaban incondicionalmente al candidato Arauz, igual que aquella versión en la que señalaban a las FARC como financistas de la campaña de Rafael Correa -en ese momento candidato por primera vez-, siendo ambos casos totalmente falsos y desmentidos por la misma organización insurgente.